Volver

7 Secretos simples sobre los ejercicios de Kegel

 

La práctica de los ejercicios de Kegel es una excelente manera de controlar las pérdidas de orina. Los ejercicios ayudan a fortalecer los músculos del piso pélvico que sostienen la vejiga y ayudan a controlar la micción.

 

Aquí hay 7 secretos simples para obtener resultados exitosos.

 

1. Cuanto antes empiece los ejercicios de Kegel, mejor. La mayoría de las personas esperan tanto tiempo que le toma al cuerpo mucho más tiempo para volver a estar en condiciones y retoma las rutinas de antes.

2. Piense en tres. Localice sus músculos pélvicos como si intentara detener el flujo de orina. Apriete y sostenga esos músculos durante tres segundos, luego relájese a la cuenta de tres y repita 10 veces. Eso equivale a una serie. Haga tres series (un total de 30 ejercicios) diariamente.

3. No practique los ejercicios Kegel iniciando y deteniendo el chorro de orina. Hacer los ejercicios Kegel con la vejiga llena o mientras se vacía puede tener el efecto opuesto de debilitar los músculos. 4. Trate de no contraer los músculos de su abdomen (estómago) o glúteos (nalgas) mientras realiza un Kegel. Aísle y apriete sólo los músculos internos del suelo pélvico.

5. Siga respirando. Es importante no contener la respiración cuando se realizan los ejercicios de Kegel para mantener el flujo de oxígeno y sangre en todo el cuerpo.

6. Además de practicar los Kegels según lo planeado, haga un Kegel cada vez que estornude, tosa o se doble. Esto ayudará a fortalecer aún más esos músculos y a minimizar la filtración de la vejiga.

7. ¡El mayor secreto es que nadie sabrá que los está realizando! Usted puede hacer Kegels discretamente en cualquier lugar, en cualquier momento y sin que nadie se dé cuenta.

 

Puede tomar tan sólo unas pocas semanas para empezar a sentir los beneficios de los ejercicios de Kegel. Después de ocho a 12 meses, hay una buena probabilidad de que su situación mejore.

Más artículos
Anterior
Siguiente
Más artículos
Anterior
¡Adiós al aburrimiento!: cómo disfrutar de una tercera edad activa
Siguiente
Joven, activo e incontinente: Sam